Ningún título en especial

5 07 2009

Una vez más, empiezo a retrasar los posts. Parece que voy a ser incapaz de adquirir una rutina a la hora de expresar lo que codifican mis neuronas, pero casi que mejor, ya que escriba cuando escriba, siempre será en un estado de “realmente me apetece escribir hoy en el blog”, y no de “voy a escribir algo en el blog, que hace ya tiempo que no lo hago y la estadística va a bajar”.

Ya por fin terminé de ver la serie A Dos Metros Bajo Tierra y me ha fascinado desde principio a fin. El final me ha parecido un acierto de guión absoluto; sentí mucha magia y esperanza, a pesar de la crudeza de la muerte, plasmada durante las cinco temporadas. Seguramente, es la serie que más he disfrutado de todas las que he visto.

Ya hace un par de semanas, o algo más, empecé a ver una serie de reciente estreno en Estados Unidos. Se titula United States of Tara, y cuenta la vida de una madre de familia que padece transtorno de personalidad. Lo curioso es que los miembros de su familia tienen adquirida una cierta rutina a la hora de convivir con las diferentes personalidades de Tara, aunque de vez en cuando ocurran situaciones muy embarazosas. Habrá que seguir viéndola, a ver que tal…

Bueno, cambiando radicalmente de tema “porque yo lo valgo”, mi hermana ya hizo sus exámenes de oposiciones, y salió muy contenta de ellos. No hay que adelantar acontecimientos, pero yo tengo la certeza, completamente subjetiva, de que esta vez va a obtener su plaza. Espero que así sea, porque el trabajo de requieren unas oposiciones es muy largo y constante, y mi hermana lo ha realizado con creces. En breve saldremos de dudas, a ver qué decide el tribunal.

En el curro, la verdad es que estoy cada día más a gusto, salvo alguna que otra excepción causada por cierto colaborador de grupo de cuyo nombre no quiero acordarme… La gente de la que me rodeo es genial, y tienen unas historias para morirse de risa. Además, algunos me han hecho descubrir grupos y cantantes desconocidos para mí, y otros comparten gustos literarios. Pero, aún así, casi todos están bastante tocados mentalmente, en uno u otro sentido. Cada día me doy más cuenta de lo desquiciado que llegaré a estar, poco a poco, a medida que el trabajo se dibuje más como tesis.

Además de esto, voy sintiendo cierto feeling con algunos de ellos, lo cual me hace vaticinar que voy a tener buenos amigos muy pronto. La verdad es que sería de muy gran ayuda, ya que cuando te ocurre algo con tu jefe, o con tu trabajo, pues siempre es reconfortante saber que tienes, en tu propio trabajo, a gente que te conoce y está dispuesta a escuchar tus desahogos. Preveo que esta situación se tornará real muy pronto, lo cual me hace feliz.

En muy pocos días me voy de vacaciones a mi hogar familiar, mi querido estrecho. Es la primera vez que viajaré en avión hasta allí; concretamente, hasta Gibraltar, que la tengo muy cerquita y que ha incorporado vuelos desde Madrid recientemente. Espero llegar de una pieza… esto lo digo por la poca costumbre de viajar en avión, no porque realmente crea que me va a ocurrir algo… ¡no creais que soy un cenizo!

En esas dos semanas que estaré fuera, espero descansar, ir mucho, pero que mucho, a la playa, y disfrutar con los amigos de la Feria de La Línea, que coincide con los días que estaré allí.

Si mi cerebro vuelve a sufrir una parálisis en las próximas semanas, ya teneis una razón para justificarla. ¡Hasta pronto!

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: